Como hacer el repulgue de empanadas

Aunque hacer el repulgue de empanadas parezca algo sencillo (y de hecho no es nada complicado) sí es necesario que tengas en cuenta algunos datos que te voy a contar a continuación, porque no es lo mismo si querés preparar el repulgue de una empanada de pollo, árabe, de carne, de pollo, de verdura, humita o de jamón y queso.

Lo que en realidad sucede, es que cada empanada es reconocida por un repulgue en particular, pero además esto, no se trata únicamente de una tradición, sino que en muchos casos, tiene un objetivo mismo para el relleno que estés usando.

Cómo preparar el repulgue de cualquier empanada

  1. Colocar el relleno en el centro de la empanada. Es importante que no pongas mucha cantidad de relleno porque la empanada se puede romper al cocinarla.
  2. Mojar la yema de los dedos con un poco de agua tibia (un poco, ni mucho, ni poco: lo suficiente para que la masa pueda pegarse luego) y pasar éstos por el borde de la masa de empanadas.
  3. Luego plegar ambas mitades formando la medialuna de la empanada.

Estos pasos se usan en casi todos los tipos de empanadas, excepto en las empanadas árabes, en donde vas a hacer hasta el paso 2.

Ahora sí; ya puedo contarte cómo se hace el repulgue de cada empanada.

El repulgue de la empanada de carne

Ya sea que estés por preparar empanadas de carne cortada a cuchillo o bien con carne picada, el repulgue tradicional es aquel que se prepara enrollado y tiene el aspecto de una trenza. En realidad es muy fácil de hacer como te muestro en este video más arriba.

El repulgue de la empanada de pollo

En este caso tenemos que hacer pequeños pellizcos alrededor de toda la empanada. Estos deben estar separados unos de otros alrededor de 0,50 cm.

Repulgue de la empanada de jamón y queso

En este caso, el repulgue de esta empanada es muy característico. Se trata de unir ambas puntas de la empanada arqueando la misma. Luego se coloca el borde de la empanada hacia arriba. Este último punto es muy importante porque si la empanada se rompe, el queso no se te va a caer.

Repulgue de la empanada de humita

El repulgue que tradicionalmente se usa (aunque no es exclusivo de este relleno y también se puede usar para empanadas de atún, entre otros) es similar al de la empanada de pollo pero, ese borde que en las de pollo dejamos levantado, ahora en estas lo vamos a aplastar. Al aplastar todas las puntas, te va a quedar un repulgue bien distintivo de la empanada de humita.

Repulgue de la empanada de verdura

A mí en particular me gusta que este repulgue no se confunda con ningún otro ¿Por qué? Porque hay muchas personas que son vegetarianas y no les gusta morder una empanada que creen que es de verdura con salsa blanca o de caprese y en realidad es de jamón y queso o de pollo. Por eso, este repulgue yo lo hago de una forma super fácil y bien distintiva: Con un tenedor vamos a marcar los bordes de toda la empanada de verduras.

Repulgue empanada fatay o árabe

Esta es otra de las empanadas que es muy diferente al resto. Se trata de formar un triángulo con la masa de empanadas. Es decir, que en vez de unir las dos mitades, vas a tener que unir 3 partes. De hecho, la fatay puede quedar un poquito abierta en la parte del centro. Es ahí donde se le pone limón antes de servirla o de comer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *